Entrada destacada

COMO QUIEREN SER CUIDADOS LAS PERSONAS MAYORES

Os invito a ver este vídeo, para comprender como quieren y querremos, (cuando seamos personas mayores ) ser cuidados, para reflexionar......

viernes, 18 de diciembre de 2015

HIGIENE DEL ENFERMO ENCAMADO

La higiene corporal

La higiene tiene por objetivo conservar la salud y el confort de la persona.  Para el cuidado de la piel sana, la principal actividad es su limpieza e hidratación.
La higiene ha de realizarse diariamente; en ancianos enfermos es frecuente que se lleve a cabo en la cama.

Material
  • Guantes desechables, bata impermeable.
  • Esponjas desechables, jabón neutro, palangana con agua templada, toalla, empapador.  
  • Crema hidratante, peine, colonia, espejo.
  • Ropa de cama limpia: funda de colchón, tres  sábanas, colcha, funda de almohada.
  • Ropa limpia para el enfermo.
  • Bolsa de plástico para la ropa sucia.
  • Biombo (si se necesita).
  • Material para la higiene ocular: gasas estériles, suero fisiológico.
  • Material para la higiene bucal: cepillo de dientes, dentífrico, vaso antiséptico bucal, gasas estériles, depresor.
  • Material para la higiene del cabello: champú, secador.
  • Material para la higiene genital: antiséptico de mucosas, gasas estériles, cuña.
Procedimiento - requisitos previos 
  • Preparación del material.
  • Información al paciente.
  • Temperatura del agua y ambiental agradables.
  • Cerrar puertas y ventanas.
  • Colocación de un biombo si fuera preciso.
Protocolo de actuación
  • Ponerse los guantes tras el lavado de las manos.
  • Desnudar al paciente, cubrir con una sábana las zonas del cuerpo que no se estén aseando.
  • Colocar debajo del paciente una toalla o empapador.
  • Lavar sucesivamente las diversas partes del cuerpo y secarlas cuidadosamente de forma inmediata. Aplicar un masaje con crema hidratante, se debe insistir en las zonas de fácil escoriación (talón, espalda, glúteos...).
Se siguen los pasos siguientes:
Posición del enfermo para la higiene
  • Con el enfermo en decúbito supino ligeramente incorporado, lavar la cara con agua sin jabón y una compresa.
  • Limpiar con una esponja enjabonada brazos manos axilas, tórax, región submamaria (en esta parte es importante secar bien con suavidad sin frotar), abdomen, piernas y pies, insistiendo en los espacios interdigitales.  Aclarar con agua.
  • Colocar al enfermo en decúbito lateral, y con otra esponja enjabonada y agua limpia lavar el cuello, espalda, glúteos y parte posterior de las piernas, aclarar.
  • Poner al enfermo en la posición inicial y llevar a cabo la higiene de áreas específicas: genitales, boca, ojos y cabello.
  • Peinar al paciente y echarle colonia. vestirle.
  • Cambiar la ropa de la cama 
Muy importante el secado de la piel con suavidad y sin friccionar.Un secado incorrecto podría producirse una maceración de la piel; y una limpieza de la piel demasiado agresiva provocaríamos erosiones cutáneas.


Una mala movilización provocaría al enfermo lesiones musculoesqueléticas.  Por corrientes de aire o temperatura baja enfriamiento al enfermo. Y por ultimo, irritación de la piel por no aclarar adecuadamente el jabón.

Por estas causas es importante la higiene de la piel...una mala actuación en esta labor las complicaciones serían Ulceras por presión y infecciones (cutáneas, urinarias, respiratorias...) a efecto tardía.

Enlaces de temas relacionados:

http://lascosasderosarosales.blogspot.com.es/2015/12/higiene-del-enfermo-encamado-cuidados.html